BANNER LARGO PREGUNTA LVS

Ingresar

Porqué la producción de huevos es uno de los sectores más estables Venezuela

  • Escrito por El Emprendedor
  • Publicado en Mercados
Los precios incluso han bajado a pesar de la hiperinflación Los precios incluso han bajado a pesar de la hiperinflación

Una proteína que a pesar de la crisis actual sigue siendo una oportunidad para comerciantes y empresarios que sepan adaptarse a los retos venezolanos


 

La economía venezolana vive una crisis que se ha trasladado a cada uno de los sectores productivos de la nación. Los números reflejan un deterioro importante producto de políticas y decisiones que han limitado la capacidad de expansión de los procesos empresariales.

Un ejemplo es el del consumo y producción de huevos.

Según datos de la Federación Nacional de Avicultura (Fenavi), el consumo per cápita de esta proteína animal ha disminuido un 59% entre el 2014 y 2019. El ciudadano promedio ha bajado su capacidad económica, así que ya no puede cubrir todos los productos de la cesta básica como lo hacía anteriormente.

Sin embargo, hay comerciantes y empresarios que siguen apostando por este rubro que ha demostrado ser de los más versátiles y accesibles para el venezolano. Sugieren que con algunos cambios macroeconómicos pueden volver a abastecer el mercado en su totalidad.

¿De cuánto es la producción de huevos en la actualidad?

Venezuela se ha caracterizado por ser un alto consumidor de huevos, una proteína indispensable debido a los múltiples nutrientes y vitaminas que aporta al organismo. El país fue autosuficiente, a tal punto que pasaban las seis millones de cajas vendidas de 360 unidades a la llegada de Hugo Chávez al poder.

Sin embargo, las expropiaciones, amenazas al sector privado y desinversión en insumos y materias primas hicieron que la producción bajara paulatinamente, todo a la vez que los consumidores perdieron capacidad de compra.

La bajada se calcula en un 63%, teniendo hasta el 2019 una producción estimada en 5.888.760 cajas, algo irrisorio si se toma en cuenta que en años anteriores se producían más de  16 millones de cajas. Los altos costos y escasez de alimentos para las gallinas, nula seguridad jurídica y falta de financiación ha hecho que la industria trabaje a solo el 40% de la capacidad instalada.

El venezolano tiene un consumo per cápita de 60 huevos al año, mientras que en el momento de mayor bonanza rozaba entre los 180 a los 260 por habitante. El mayor auge fue desde el 2002 hasta el 2012, cuando la avicultura presentaba un crecimiento del 2% interanual y múltiples mecanismos para ingresar.

¿La producción aumentó en esta cuarentena?

Fenavi anunció a finales del año pasado que la producción de huevos en la nación incrementó en un 20%, sin embargo en el consumo general ha disminuido un 59% en los cinco últimos años.

Específicamente entre enero y mayo la producción subió de 245.061.720 unidades a 295.362.720 huevos, algo que ha llamado la atención de varios especialistas. ¿Cómo es que hay mayor producción de un producto que cada vez se consume menos debido a la baja capacidad de compra del usuario?

La clave está en la rotación del inventario, ya que se trata de una proteína que se ha ajustado a la necesidad del consumidor venezolano. Anteriormente la compra promedio era de un cartón, luego medio, después de docena y hoy en día se puede ver en cualquier tienda como hay personas que compran huevos por unidades, algo que es más difícil de  hacerse con los otros rubros.

Así es como los comerciantes de toda la cadena de intermediación han logrado desplazar sus mercancías hasta el cliente final, aunque esto no supone una alta rentabilidad. Al existir mayor producción en el mercado el precio bajó significativamente, llegando a costar 3,17 dólares en abril cuando el mes anterior se encontraba en 6,21dólares.

¿Qué gastos requiere una gallina ponedora?

Una ventaja que cuenta este sector es que no depende de elementos externos como clima, cosecha, características del suelo y otras aristas que suelen afectar a diversos rubros de la agricultura. Para la producción de huevos se requiere principalmente la gallina, un espacio pequeño o mediano dependiendo de las expectativas y alimentación especializada.

Según especialistas y comerciantes, el gasto correspondiente a la alimentación de gallinas ponedoras representa aproximadamente un 60% de los costos totales, siendo el mayor problema a resolver por el empresario de este sector. El volumen del producto dependerá de la cantidad de gallinas que posea en su lugar de trabajo.

Actualmente un saco de alimento de 35Kg puede costar entre 20 a 25 dólares, dependiendo del sitio de compra. Cada gallina debe consumir 100 gramos de alimento preparado, así que si un comerciante posee un total de 100 aves deberá adquirir mínimos 10 Kg diarios para abastecerlas a todas, dando un total de 200 dólares de inversión al mes solo en el área de alimentación.

Para que ellas logren poner huevos de tamaño aceptable durante un largo periodo de tiempo requieren una preparación en muchas áreas, algo que se logra en granjas que cumplan con los requisitos de los especialistas para tener el resultado esperado. Se trata de un proceso que lleva estudio y conocimiento tanto del mercado como de las gallinas.

¿Es una buena oportunidad para invertir en la avicultura?

Al ver estos números contrastantes puede intuirse que es un buen momento para invertir en la avicultura, especialmente en el sector de la producción  y distribución de huevos. Este alimento debe ser de los más versátiles entre todas las proteínas, haciendo posible que su producción siga siendo sostenible a pesar de la disminución en el consumo per cápita.

Venezuela es una nación que tiene múltiples retos, tanto por la hiperinflación que hace que el dinero se devalúe constantemente y afecte directamente los precios de toda la cadena de distribución, como por la escasez de gasolina, que desde el mes de marzo comenzó a escasear, haciendo que la entrega de mercancía sea mucho más compleja.

El sector avícola no escapa de esta realidad, en el que tienen que hacer largas colas para adquirir el combustible o pagarla en divisas muchas veces a precios superiores a lo estipulado por el ejecutivo a principios del mes de junio.

Para quienes estén interesados en invertir en este rubro, pueden identificarse oportunidades en las siguientes áreas:

  • En las granjas, atendiendo y alimentando a las gallinas para la extracción del huevo.
  • Distribución al mayor, siendo un intermediario entre el fabricante y el minorista.
  • Comercio al detal, que son todos aquellos negocios que le venden al consumidor final.

Cada uno tiene sus retos y oportunidades. Sin embargo la distribución al mayor parece que tiene mayores ventajas, ya que no se preocupan por la alimentación de las aves, sino de distribuir la mayor cantidad de volumen posible a sus clientes que suelen ser comercios al detal.

Modificado por última vez enJueves, 03 Septiembre 2020 14:13
Inicia sesión para enviar comentarios

La Empresa