Advertencia
  • JUser: :_load: No se ha podido cargar al usuario con 'ID': 147

BANNER LARGO PREGUNTA LVS HOME

Ingresar

Destacan los 5 elementos necesarios para establecer el precio de un producto

Destacan los 5 elementos necesarios para establecer el precio de un producto Destacan los 5 elementos necesarios para establecer el precio de un producto

Se trata de un esquema con el que no se define un precio específico, sino que sirve para ubicar nuestro producto en el espectro de valor


Elegir el precio de un producto es una de las tareas más complejas y determinantes a las que un empresario debe enfrentarse. Eso se debe a que, dependiendo del precio que le asignemos a un producto, no solo variará la demanda del mismo, sino también la percepción que tengan los posibles clientes sobre este.

El mismo no debe estar pensado únicamente en satisfacer la estructura de costos, sino que debe basarse en una serie de características que van desde el mercado en el que se opera, hasta la necesidad de los clientes de obtener un producto como el que ofrecemos. Es por eso que existen decenas de esquemas para determinar el precio de un producto.

Los 5 elementos de la escala

Sin embargo, Geoffrey James, autor y orador profesional norteamericano, dio a conocer recientemente en su columna para el medio especializado INC, que hay un método que hace que este proceso no solo sea más sencillo, sino que sea mucho más intuitivo que otros que dependen de métricas exactas de mercado. El esquema es el siguiente:

  1. Único - Básico:

Un producto completamente único, o que puede ser desarrollado por decenas de empresas.

  1. Esencial - Redundante:

El consumidor no puede reemplazar el producto con nada más, o puede vivir tranquilamente sin él.

  1. Escaso - Común:

El producto es muy complicado de encontrar y comprar, o puede adquirirse de manera sencilla en cualquier establecimiento.

  1. Adictivo - Reemplazable:

El cliente puede vivir sin el producto pero no quiere hacerlo, o simplemente le da lo mismo no tenerlo.

  1. Visible - Desconocido:

El producto es conocido por cualquier persona, o necesita un proceso de evangelización.

¿Cómo se aplica?

Al ver estas variables puede que no vengan demasiadas cosas a la mente, sin embargo, al entenderlas la historia cambia. Las mismas están separadas por una distancia imaginaria y relativa, por lo que para utilizarla, simplemente debe analizarse el producto de acuerdo a su posición en el esquema: mientras esté más a la izquierda cada variable, más valioso será el producto.

No se trata de una herramienta para determinar un precio exacto, sino para saber en qué parte del espectro se encuentra, ¿es un producto de lujo, o de masas? Dependiendo de en qué parte se vaya ubicando el producto en cada una de estas variables, es que podemos determinar si el mismo tendrá un valor de mercado alto, mediano, o bajo.

James coloca como ejemplo a los productos de oficina, que pueden encontrarse prácticamente en cualquier establecimiento, no generan ningún tipo de estatus, y son producidos por cientos de empresas. Este producto claramente se encuentra más a la derecha que a la izquierda, lo que significa que su precio debe ser bajo.

Aunque el proceso necesario para determinar un precio pueda ser más complicado de lo que este método lo hace parecer, la realidad es que con estos elementos es posible dar los primeros pasos para entender mucho mejor cuál será el precio ideal de nuestro producto, y cómo podremos modificarlo de cara al futuro.

Somos el primer periódico venezolano de Emprendimiento e Innovación, que inspira, informa y motiva el desarrollo empresarial.

Sitio Web: www.periodicoelemprendedor.com
Inicia sesión para enviar comentarios

La Empresa