Ingresar

Así es como el blockchain frenaría el contrabando en Venezuela

Así es como el blockchain frenaría el contrabando en Venezuela diariolasamericas.com Así es como el blockchain frenaría el contrabando en Venezuela

China, el país que más ha lidiado con este tipo de problemas, nos muestra cómo poner fin a los productos del “mercado negro”


De unos años para acá, la agudización de la crisis en Venezuela ha despertado a un monstruo que ha venido golpeando duramente el entorno social y económico del país: el contrabando.

Desde los alimentos, pasando por los combustibles y toda cantidad de productos escasos, esta práctica sigue generando baches económicos. No obstante la mayor parte parece enfocarse en el rubro alimentario.

Según un reporte del medio El Colombiano, hay, como mínimo 247 trochas ilegales ubicadas a lo largo de la frontera y señaladas con bolsas de plástico, donde se pierden 1.400 millones de dólares anuales en contrabando de combustibles, mercancía y víveres.

“Colombia comparte con Venezuela 2.219 kilómetros de frontera en los cuales se tiene identificados 247 pasos ilegales así: 183 en La Guajira (113 binacionales – 70 internos), 50 Norte de Santander y 14 en Arauca, por donde se transporta ilegalmente combustible procedente del vecino país. Así mismo en el departamento de Nariño se tienen identificados 76 pasos fronterizos ilegales por donde ingresan combustible de contrabando. Desde el cierre de la frontera se han inhabilitado 21 pasos ilegales”, indicó al diario el general Gustavo Moreno, director de la Policía Fiscal y Aduanera.

Ahora, este tipo de prácticas podrían tener su fin en la tecnología que últimamente parece tener las soluciones para todo: el blockchain, la herramienta detrás del famoso bitcoin.

¿Cómo?

Qué mejor para entender esto que la manera en que lo viene aplicando el país que es la cuna de las falsificaciones, China, donde se pueden encontrar desde huevos, hasta ciudades falsas. Pero ellos ya tienen un “as bajo la manga”.

Resulta que, equipados con la tecnología del blockchain, gigantes del comercio electrónico como Alibaba están proporcionando a los alimentos y productos físicos su propio pasaporte electrónico mediante códigos QR, donde pueden registrar sus movimientos, de origen a destino.

Según un reporte de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico, el comercio mundial de productos falsificados se cotizó en casi medio billón de dólares en el año 2013, con China como el principal productor.

“La tecnología Blockchain, una base de datos distribuida verificada por una red de computadoras de igual a igual, podría ser una parte clave de la solución. Al impulsar los datos de seguimiento de un producto a una cadena de bloques y darles acceso a los clientes, las compañías pueden agregar transparencia a su cadena de suministro al tiempo que aumentan significativamente la apuesta por los falsificadores”, reportó el medio especializado Tech in Asia.

Funciona de la siguiente manera: cada momento que el producto cambie de manos, fábrica o almacén, los empleados escanean el código o la etiqueta, la cual registra su ubicación y fecha y hora.

Cuando el paquete llega al cliente, se puede escanear para ver el historial del mismo y validar su origen a través de la aplicación JD o Alipay. Por lo que los falsificadores no solo tendrían que lidiar con la copia del producto o su embalaje, sino también con toda la infraestructura digital que lo respalda.

Esto no es para nada descabellado en el país, pues recordemos que ya existen indicios de venezolanos que están trabajando este tipo de tecnologías de seguridad virtual como el blockchain. 

Modificado por última vez enMartes, 17 Octubre 2017 12:05

Noticias que expanden tu mente y tu negocio
Recibe las 10 mejores noticias
de la semana en tu correo

Derwin Ramirez

Periodista de vocación y venezolano de nacimiento. Me gusta descubrir historias y transmitirlas a través mi teclado. También soy Dj y Locutor. Mi twitter @derwinramirezve

Sitio Web: /ve/TiendaDigital/suscription/checkout/4
Inicia sesión para enviar comentarios

La Empresa