Ingresar

El deseo de amasar fortuna está afectando a la economía mundial

Famosos manchados por los Paradise Papers Famosos manchados por los Paradise Papers

Recientemente se inició una polémica gracias a los denominados Paradise Papers, una filtración de documentos que compromete la integridad del capitalismo en todo el mundo


Desde hace décadas, gran parte de las economías mundiales viven bajo el modelo capitalista. Se trata de una de las formas probadas de hacer dinero y lograr el crecimiento económico de forma estable, sin embargo, una de sus características más prominentes es el afán de lucro.

Este suele definirse como un deseo personal de generar y amasar recursos, y capital, a través del trabajo. Suena como una idea bastante lógica, ya que cada quien es dueño de lo que genera, y estos ingresos están justificados por el esfuerzo que le pone la persona para materializarlos.

En algunos casos la fortuna generada puede llegar a unas cantidades tan altas, que resulta imposible que sus poseedores puedan gastarlas. Un ejemplo de esto es Bill Gates que, según estudios, tendría que gastar un millardo de dólares diarios por más de 200 años para utilizar todo su dinero.

El problema es que esta última característica no siempre se cumple la legitimidad, y es donde comienzan a "verse las costuras" del modelo. El caso más reciente fue el de los denominados Paradise Papers, una filtración de más de 13 millones de documentos que conectan a cientos de millonarios con la evasión de impuestos.

Desde figuras como Lewis Hamilton, Shakira y Bono, hasta personalidades políticas como Justin Trudeau, Wilbur Ross, y la Reina de Inglaterra, se han visto involucradas en el uso de paraísos fiscales como un método para evadir impuestos y continuar amasando fortuna de forma desmesurada.

Aunque no se tengan datos de cuánto dinero exactamente han defraudado estas personalidades, se trata de algo alarmante, ya que hace poco más de un año se vivía una situación similar con los famosos Panamá Papers, que también involucraron a decenas de figurar prominentes de todos los mercados.

Aunque no todos los millonarios entren en el mundo de los paraísos fiscales, y en efecto suelan estar al día con todas sus responsabilidades fiscales, no puede evitarse esta reflexión, haciendo que se cuestione si no sería mejor crear una cultura que no estuviera enfocada en amasar fortunas, sino en utilizarlas para beneficio del resto del mundo, y no para destruirlo, como ocurre actualmente.

¿Por qué se destruye? Porque según la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos, las pérdidas anuales causadas por la evasión fiscal alcanzan los 240 millardos de dólares, lo que significa pérdidas de casi 100 millardos de dólares en los países no desarrollados. Esta evasión de impuestos disminuye el gasto público y daña a los más pobres, haciendo que los gobiernos se vean obligados a incrementar los impuestos generales.

Es por eso que resulta importante cuestionarse por qué el sistema capitalista no ha evolucionado con el pasar del tiempo, y por qué las necesidades de una buena parte de la población mundial siguen enfocadas en generar dinero de forma indiscriminada, y de seguir amasándolo aunque sea a través de métodos ilegales y dañinos.

Noticias que expanden tu mente y tu negocio
Recibe las 10 mejores noticias
de la semana en tu correo

El Emprendedor

Somos el primer periódico venezolano de Emprendimiento e Innovación, que inspira, informa y motiva el desarrollo empresarial.

Sitio Web: www.periodicoelemprendedor.com
Inicia sesión para enviar comentarios

La Empresa