Ingresar

¿Cómo desarrollar un emprendimiento social en Venezuela sin grandes inversiones?

¿Cómo desarrollar un emprendimiento social en Venezuela sin grandes inversiones? ¿Cómo desarrollar un emprendimiento social en Venezuela sin grandes inversiones?

Uno de los consejos de profesionales es no enfocarse demasiado en tener una sede física, ya que estos emprendimientos se caracterizan por estar “siempre en movimiento”


En el mundo del emprendimiento, mayoritariamente capitalista, existe un tipo de proyectos que no busca el beneficio económico, sino el de la sociedad. Se trata de los emprendimientos sociales, una serie de iniciativas que surgen con el objetivo de ayudar a grupos de personas a solucionar problemas de los que no podrían librarse por sí solos.

Esto no es algo desconocido para Venezuela, ya que una de las grandes características de la ola emprendedora que estamos atravesando, es la gran cantidad de emprendimientos sociales que surgen cada año, teniendo algunos tan emblemáticos como el sistema de orquestas liderado, hasta hace poco, por José Antonio Abreu. La mayoría de estos tienen principalmente la misión de ayudar a las personas más afectadas por la crisis.

Teniendo esto en mente, y viendo como el porcentaje de este tipo de emprendimientos crece cada vez más, resulta interesante conocer cómo se puede desarrollar una estructura de trabajo sin realizar grandes inversiones. De acuerdo a un grupo de especialistas consultados por Expansión, los pasos son los siguientes:

  1. Alianzas universitarias

Uno de los primeros consejos que dan, y que puede verse que este tipo de empresas lo capitaliza en Venezuela, son las alianzas universitarias. Afirman que el principal beneficio es que pueden armar un equipo de trabajo de manera casi gratuita, mientras que las universidades se benefician con estudios, información científica, y reconocimientos de todo tipo.

  1. Equipo de trabajo pequeño

Ya que el capital humano es una de las inversiones más importantes que realizan las empresas, no solo de dinero sino también de tiempo, la creación de un equipo de trabajos pequeños es un requerimiento para iniciar un emprendimiento social. Aunque no deba eliminarse la posibilidad de hacer crecer el equipo más adelante, tratar de crear un proyecto social con grandes inversiones en personal puede ser un error.

  1. Trabajar con estructuras existentes

Los expertos afirman que quien desee crear un emprendimiento social de baja inversión, debe buscar la forma de utilizar estructuras de trabajo existentes. A través de alianzas con otros emprendimientos de este tipo, con organizaciones más grandes, e incluso con empresas tradicionales que buscan crear campañas de RSE, es posible tomar prestados los procesos y métodos de trabajo que ya están comprobados.

  1. Evitar sedes físicas

Finalmente, afirman que uno de los errores más comunes de este tipo de emprendimientos es que se enfocan demasiado en tener una sede física para comenzar a trabajar. Explican que una de las principales características de los emprendimientos sociales es que se mantienen “siempre en movimiento”, por lo que una sede física es algo que puede esperar hasta que se tenga más apoyo financiero.

Cimentar un emprendimiento de cualquier naturaleza es un proceso complejo, por lo que simplemente conocer consejos y pasos no es suficiente para lanzar una empresa exitosa, sin embargo, sí se trata de información útil para comenzar a investigar en profundidad sobre estos temas de interés.

El Emprendedor

Somos el primer periódico venezolano de Emprendimiento e Innovación, que inspira, informa y motiva el desarrollo empresarial.

Sitio Web: www.periodicoelemprendedor.com
Inicia sesión para enviar comentarios

La Empresa

Términos de Uso